La Presidencia Italiana acepta el texto para el Reglamento sobre Tasas de Intercambio

Según informa Eurocommerce (organización empresarial de ámbito europeo más representativa del comercio a la que pertenecemos) la Presidencia Italiana ha alcanzado, finalmente, un “enfoque general” sobre el texto del Reglamento sobre Tasas de Intercambio.

El texto actual será ahora debatido por el Consejo, el Parlamento y la Comisión en un debate a tres bandas que se espera que empiece mañana. Una vez se alcance un acuerdo, el Reglamento se enviará para Consejo ECOFIN para ser aprobado formalmente. No hay unos plazos fijos, pero la Presidencia Italiana espera tener el acuerdo para el final del año. El texto recoge muchos de los aspectos por los que hemos luchado en los últimos años desde nuestra Organización y desde Eurocommerce, incluyendo un límite a las tasas de las tarjetas de crédito (para operaciones nacionales y transfronterizas) del 0,3%, la eliminación de la obligación de aceptar todas las tarjetas sujetas a límites, el acceso completo a las adquisiciones transfronterizas y la posibilidad de que los comerciantes elijan una aplicación por defecto (tipo de pago) en la caja registradora. Hay, sin embargo, algunas opciones sobre tarjetas de débito para los Estados Miembros, para que puedan acomodarse algunos sistemas de débito nacionales. Los Estados Miembros pueden elegir sus propios límites nacionales de débito de entre varias opciones: límite directo del 0,2%; media ponderada del 0,2%; tasa fija o una combinación de tasa fija y porcentaje. Estos límites deben estar dentro del 0,2% máximo, pero los Estados Miembros pueden reducirlo. Desde Eurocommerce se va a seguir trabajando para eliminar la opción de la media ponderada y para que se incluyan las tarjetas comerciales de terceras empresas (actualmente eximidas) en el ámbito del Reglamento.

Hay que recordar que nuestro país se ha adelantado a la aprobación del Reglamento europeo y contamos, afortunadamente con una normativa que fija una comisión máxima del 0,3% para los pagos con tarjeta de crédito; y para las tarjeta de débito en el 0,2% del valor de la transacción o siete céntimos de euro, la que resulte menor de ambas. Además, para las operaciones inferiores a 20 euros los límites son de 0,2% para crédito y 0,1% para débito. El Gobierno escuchó así la que era una reivindicación histórica de nuestra Confederación y del sector.