La CEC participa en un grupo de trabajo europeo para el desarrollo de un libro blanco para el sector

El pasado 20 de junio, en la sede del Comité Económico y Social de la Comisión Europea en Bruselas, se celebró una primera reunión de trabajo, promovida por la Federación Nacional Francesa del Retail Textil independiente. El objetivo: impulsar el desarrollo de un libro blanco europeo que ayude a reconducir la difícil situación del comercio de proximidad en las ciudades.

La reunión, que contó con la participación de organizaciones representativas del comercio-ciudad de 11 países de la Unión Europea, comenzó analizando la situación actual del retail en el ámbito de la UE y, más concretamente en las áreas urbanas de comercio denso.

En este sentido se constató que, en cierto modo, se vuelve a abrir un debate al de los años 90, a raíz del Primer Congreso Europeo de Comercio-Ciudad celebrado en Torremolinos (Málaga) en 1998 del que surgió la “Declaración de Málaga”. A partir de ahí, durante más de una década, se dio un gran impulso en muchos países del entorno europeo a la revitalización y recuperación del centro-ciudad, siendo la actividad comercial un eje fundamental en las estrategias llevadas a cabo.

Posteriormente, la crisis ha provocado una importante desaceleración en estas iniciativas, especialmente en aquellos países que no han articulado mecanismos estables de financiación (como por ejemplo los BID o Business Improvement Districs), al tener una gran dependencia de ayudas directas de las Administraciones, locales y regionales fundamentalmente, las cuales, a partir de la crisis financiera iniciada a finales de 2007, progresivamente han ido perdiendo, en numerosos casos, la capacidad de poder contribuir a la cofinanciación de proyectos como “Centros Comerciales Abiertos-CCAs” o similar.

Además de la necesidad establecer mecanismos estables de financiamiento y partenariado público-privado para estos proyectos, también se destacó en el debate la necesidad de potenciar y mejorar el diseño, planeamiento y gestión de los territorios, especialmente en zonas urbanas pues condicionan en gran medida el éxito potencial que las distintas medidas que se pongan en marcha puedan tener.

Asimismo, se trataron muchos otros aspectos sobre esta problemática, que se seguirán debatiendo en los próximos meses con el objetivo de impulsar un libro blanco de ámbito europeo que sirva de apoyo e impulso para el sector retail en las ciudades europeas.